miércoles, 19 de diciembre de 2012

Mi segunda beta-espera

8 días han pasado desde que me inseminaron... no os voy a engañar... 8 días de auténtica tranquilidad.
Este mes estoy afrontando emocionalmente todo el tratamiento de una manera completamente diferente al anterior. Por estas fechas, el mes pasado estaba super angustiada pensando en que me iba a bajar la regla, y a medida que fueron pasando los días la angustia iba en aumento, hasta llegar el día 14 de la fase lutea donde mi cabeza no pudo más y acabé estallando en un mar de lágrimas con mi familia.

Quizás por lo mal que lo pase la otra vez, o quizás porque ya me conozco el tratamiento, este mes ha sido (y espero que siga siendo) sin duda uno de los mejores desde que comencé a buscar el embarazo.
No os voy a decir que no pienso en la posibilidad de haberme quedado (sobretodo cuando el dolor de pecho comienza), pero rápidamente aparto la idea de mi cabeza diciéndome a mi misma ¿para que pensar en esa posibilidad, si en unos días te harán la prueba? Y creo que es la opción más sensata… ¿Cuántos meses no hemos sufrido todos los psicosíntomas posibles y hemos asegurado para nuestros adentros que algo se cocía en nuestro interior? Creo que muchas, sino la gran mayoría, han pasado por esto y por supuesto, con su correspondiente chasco.

Sobre mis síntomas (y voy a ser lo más objetiva posible), tan solo tengo un leve dolor de pechos que va y viene. Nada más. Y casi que doy gracias por ello, porque cuando empiezo con los dolores de ovarios, este me recuerda siempre en la situación en la que estoy y mis pensamientos recurrentes sobre ¿será que este dolor es que la regla está próxima o es que estoy embarazada? Afloran como flores en primavera.

Poco más que deciros de estos días. Solo que espero seguir tan animada y sobretodo tan relajada. Se acercan las navidades ¡y quiero estar de ánimo perfecta!
Por cierto, el 27 es mi analítica para ver si hubo embarazo. Sobre si me realizaré una prueba de embarazo casera antes de esta cita mi respuesta actual es NO, peeeeero… ya sabemos cómo funcionan estas cosas, y más aun cuando tenemos por casa algún test que sobró de meses pasados (como es mi caso). La tentación es grande. Ya os iré contando.
Besos y FELIZ NAVIDAD
   

5 comentarios:

  1. animo ya queda poquito y mucha fe,te deseo una feliz navidad

    ResponderEliminar
  2. Espero que papa noel te traiga un positivo como una casa.
    Feliz navidad!!!
    Y a las demás nos lo traiga 2013! :-)

    ResponderEliminar
  3. gracias por leer mi blog : el camino hacia un hijo...
    Te deseo de corazon que esta sea la definitiva y lo consigas!!SUERTE!!

    ResponderEliminar
  4. Nieves ya he publicado nueva entrada explicándolo... pero ya te adelanto que no jeje
    Espero que tu tengas más suerte esta vez ;)

    ResponderEliminar